.

.

Translate

Nota: Está prohibida la republicación, copia, difusión y distribución de mi novelas en otras páginas webs.

viernes, 1 de julio de 2011

Capítulo 8: El Juicio de los Sueños


Capítulo 8: El Juicio de los Sueños

–¡Maldita sea! –maldijo Dimitri cuando creyó ver solamente puntos rojos, aturdido por el golpe, adolorido.
A pesar de que Dimitri creía poder con todos los Vanthes al mismo tiempo con los ojos vendados y una mano atada, la verdad es que no era más fuerte que ninguna de esas bestias, inclusive con todo el entrenamiento y preparación que había tomado, él era solamente un chico humano de diecisiete años, nada más.
El primer impulso de Becca fue el de correr hacia Dimitri, no sabía por qué, pero ahora tenía mucho más miedo que cuando había presenciado la escena del tren, su corazón estaba agitado rebotando en su pecho.
Había dado tres o cuatro torpes zancadas cuando sintió que un Vanthe la prendía desde su camiseta. Gritó aterrada.
El grito hizo que Dimitri, el duro de Dimitri, se estremeciera, por primera vez en la vida sintió su propia sangre corriendo por sus venas, sintió su corazón latiendo desesperado. Se enfureció, la sangre le subió a la cabeza.
Tendido en el asfalto, encogió sus pies, llevándose las rodillas al pecho, y con todas sus fuerzas pateó al Vanthe. Para su sorpresa la bestia salió expedida por los aires, aterrizando de nuevo sobre el piso.
El chico se puso de pie tan velozmente como su cuerpo humano se lo permitía, en un segundo ya estaba corriendo hacia Rebecca, pero algo le golpeó la cabeza desde atrás, se trataba de los Vanthes, que no paraban de atacarle.
El golpe lo dejó viendo el mundo borroso, aun así no se detuvo, no podía permitirse caer como una baraja, debía ir tras Becca porque...
¿Por qué debía ir tras Becca?
Él ni siquiera sabía la razón, solamente sabía que por primera vez en la vida estaba sintiendo miedo.
¿Miedo?
Puto miedo, un Morte no debía tener miedo.
No tengo miedo, dijo en su cabeza, no puedo dejar morir a Becca, es mi juramento, debo salvar a los humanos, ¿no?
–¡No dejes que su sangre te toque, Becca! –vociferó Dimitri.
Si Becca compartía sangre con un Vanthe también se transformaría en uno de ellos, pero no era tan sencillo, el proceso implicaba que la sangre del Vanthe corriera a través de la venas de Becca y que la sangre de Becca también entrara en el organismo de la bestia.
Dimitri volvió a ser atacado, por más que luchaba para esquivar los golpes ellos eran demasiados. Sintió sangre correr por su frente y la observó cuando rodaba por sus cejas y manchaba su cara. Cayó de rodillas cuando no pudo sostenerse más.

Charity no sabía en qué momento había perdido de vista a su hermano, ella ahora estaba con Adrien e Isabelle, dos de los chicos de la academia.
Mientras los tres luchaban contra los Vanthes Charity sintió un terrible dolor que punzaba su cabeza, después su espalda, luego diversas partes de su cuerpo.
Ella gimió adolorida, sentía como si estuviese siendo vapuleada constantemente, como si le estuviesen lastimando con un látigo muy fuerte, sentía sangre caliente corriendo por su cara, a pesar de que su cara no tenía siquiera una gota de sudor.
–Charity, ¿qué te pasa? –se preocupó Isabelle.
Charity se dejó caer de rodillas.
–Es mi hermano –gimoteó ella–. Dim está siendo lastimado.
Adrien, el otro chico que la acompañaba, se rió sin poder evitarlo.
–Son como un par de muñecos vudú –dijo él con una risita coqueta.
Isabelle lo golpeó el brazo.

Rebecca sintió su estómago apretado al ver a Dimitri en ese estado mientras tanto ella estaba luchando por escaparse del horroroso Vanthe que la había capturado.
–Suéltame, cabrón –chilló, sacudiéndose entre los azules y musculosos brazos del fuerte ángel diabólico.
Sintió un pinchazo en su cuello, se estremeció, pues era un par de colmillos intentando perforar su piel al tiempo que Becca gritaba por ayuda.
Colapsado, Dimitri la escuchaba, oía sus quejidos dando vueltas en su cabeza, que de alguna extraña manera le hacían querer levantarse y le daban fuerza. Rodó por el piso hasta terminar acostado sobre su espalda, en lugar de observar el cielo violeta solamente pudo vislumbrar una muchedumbre de Vanthes, criaturas con ojos en sus alas pero no en su cara.
Endeblemente, él batalló para ponerse en pie, arrastró sus pies apáticamente, esquivando ataques, hasta que recuperó la espada.
Pero era demasiado tarde, el Vanthe se había alejado con Rebecca, ahora volaba por los aires con la chica en sus brazos y los colmillos enterrados en su cuello. Dim alzó su dorada espada de hoja curveada y la arrojó hacia los cielos, corriendo el riesgo de haber apuntado mal por su aturdimiento, podía herir a Becca sin quererlo.
La espada cortó un ala del Vanthe, que cayó en picada al no poder mantenerse en el aire con una sola ala. Lo que Dimitri no había calculado era que Becca también caería junto con el Vanthe. Nervioso y adolorido, trotó cojeando para atrapar a la niña, quien todavía chillaba agobiada.
–Te... –Becca aterrizó con violencia en aquellos musculosos y rígidos brazos confortables–, te tengo.
Ella jadeaba, no podía respirar, examinó la cara herida de Dimitri, su pecho se elevaba y caía.
–Dios...
–Cállate. ¿Te encuentras bien? –averiguó él. Ella asintió–. Bien –la dejó de pie en el suelo–. Ahora corre, yo estaré ocupado desmayándome...
No se desmayó precisamente, pero se sentía tan horrorosamente mareado que se tambaleó y pensó que se desplomaría en cualquier momento.
–No voy a dejarte aquí para que te coman mientras tú te desmayas –se opuso ella.
–¿Por qué no? Yo lo haría –balbuceó, sonaba como un borracho–. Digo, no me dejaría a mí. Pero a ti sí, si tuviera la oportunidad de hacerlo no lo pensaría dos vec...
Con brusquedad ella lo cogió de la mano y lo arrastró consigo. Dimitri no sabía por qué, pero sonrió, sintió las pequeñas manos de Becca tirando de sus dedos y se sentía feliz inexplicablemente. Sabía que esa niña no lo llevaría a ninguna parte y aun así estaba siguiéndola con gusto.
Al recuperar la visión él estuvo seguro de que no estaba soñando, ni desmayado, y recuperó la cordura. ¿El pequeño mocoso estaba tomando su mano? No le prestó mucha atención a eso, se dio cuenta de que estaban por llegar a la Ventana Infausta, que era un portal que te transportaba a cualquier parte de Somersault en instantes.
–Por aquí –él empujó a Becca a través de un agujero negro que se encontraba en un muro.
Becca sintió que era aspirada por una ráfaga de aire y cayó hacia la plena negrura. El aterrizaje fue rudo, ella rodó sobre la hierba, Dimitri consiguió mantenerse de pie.
En esta parte de Somersault el cielo estaba despejado, con muchas estrellas y aquella luz violeta que caracterizaba la ciudad.
–Mis amigos, quiero encontrarlos –lloriqueó Becca mirando hacia el firmamento.
En el firmamento apareció el rubio millonario gilipollas, bloqueando su vista; le ofreció una mano, ella la tomó y se levantó.
–Tienes sangre –susurró ella desanimada. Lo único que deseaba es que todo esto se acabara pronto.
–También tú –utilizando sus dedos índice y medio, rozó la magulladura de la mordedura que ella tenía en el cuello, causando que sisee de dolor, pero a la vez de placer, porque el cosquilleo que produjo su roce era prodigioso y delicioso–. La sangre del Vanthe no te ha tocado, ¿cierto?
–No lo sé... ¿Qué pasa si tengo sangre de... Van... the...?
–Que tendré que matarte, porque te convertirías en uno de ellos.
Dimitri llevó sus dos dedos manchados con la sangre de Becca a su propia boca, cosa que la desconcertó. Al principio solo le dio una lamida a las puntas de sus dedos, catando el sabor, luego se llevó los dedos uno a uno hacia dentro de su boca y los chupó despacio para quitarse los restos de la sangre. Becca lo miraba con los ojos bien abiertos, debía de estar repugnada, pero mirarlo hacer eso más bien le ocasionó algo parecido a la fiebre.
–¿Como un vampiro? –investigó ella, preguntándose si Dimitri también era como su amigo Marcos.
–No –repuso, parecía muy desatento–. No está mal –dijo en voz baja para sí mismo al tiempo que saboreaba la sangre de ella–. No, los vampiros te infectan al morderte. En cambio, para transformarte en Vanthe su sangre y la tuya deben unirse y estar corriendo por el organismo de ambos al mismo tiempo, la mejor manera de hacerlo es con un pacto de sangre. ¿Me dejas probar más de tu sangre? Tengo que asegurarme de que no estás infectada.
Ella no respondió, su pecho se sintió comprimido al ver que Dimitri se inclinaba hacia su cuello, ella se puso tensa, sintió su respiración contra su piel, se estremeció, partes de su cuerpo estaban palpitando, partes que no tenía idea de que las tuviera. El aliento del chico era caliente y hasta entrecortado, cosa que volvía a Rebecca más inconsciente. A continuación, él enterró su cara entre la barbilla y la clavícula de ella para...
¿Lamerla?
El cuerpo de Becca se barrió con una oleada de calor ardiente al momento en que sintió la punta de la lengua del chico deslizándose con lentitud a través de las incisiones ensangrentadas.
–¡Ew! ¡Ew! –ella lo empujó–. ¡Por Dios! ¿Por qué eres tan raro?
–No, no estás infectada –él sonreía cuando comenzó a quitarse la camisa.
Por un instinto Becca retrocedió mientras él comenzaba a sacarse de esa manera la prenda. Dimitri estaba bueno, causaba pensamientos sucios en monjas, hombres y hasta pequeños mocosos como Becca. Sus brazos se endurecieron al flexionarse por encima de su cabeza mientras él tiraba de la tela de franela, brazos esculpidos y fuertes, perfectos para sentirse protegida y delicada entre ellos, todo su entrenamiento había valido para algo.
La mirada de Becca fue entonces directo al torso del muchacho, tuvo ganas de lloriquear al no poder despegar los ojos de aquellos hundidos huesos en sus caderas y esos portentosos abdominales perfectamente modelados. Era como una de esas estatuas griegas en persona.
Ahora Becca tuvo mucho más calor, se sentía sofocada y febril. ¿Por qué él estaba desnudándose?
Al descubrir su pecho, ambos notaron que había una laceración abierta en su pectoral izquierdo, aunque el chico no le dio importancia, se miró, se encogió de hombros –vaya hombros– y apretó su camiseta sobre el cuello de Rebecca, quien le devolvió la camisa, sublevada.
–Vístete, no eres el lobo de Twilight.
Sin poder evitarlo Dimitri largó una carcajada.
–¿Qué pasa, te sofoco?
–Eres insoportable, me incomodas.
–Sí, claro –él se rió burlonamente–. Apuesto a que te gustaría tocar.
–¿Quién crees que eres? Tan solo acercarme a ti me es repugnante –ella sacó la lengua en gesto de asco–. Si fueses así de lindo como Gerardo Harris...
–¿Hablas de Jerry? –ella asintió con la cabeza, sorprendida de que él lo conociera–. ¿Qué tiene él que yo no tenga? ¿Es por los tatuajes y el aro en su ceja? ¿O esos anteojos horribles? ¿O porque es gay? Oh, no, ya sé, es por la guitarra. ¿Quieres tocarle su guitarra? –hizo un gesto pervertido alzando las cejas, riéndose al mismo tiempo–. Aunque lo niegues sé que te pongo a mil.
Ella resopló.
–Mierda, ¿te dieron de comer espejos o algo así? No sé cómo es que eres tan ególatra. Y aunque no quieras aceptarlo, no produces nada en mí.
–Tú produces algo en mí –agregó él mientras se aproximaba a ella–. Náuseas –él se reía mientras que ella enrojecía de furia–. Tan solo imagínatelo, tú y yo, de novios...
–¡Ew! Nunca sería tu novia. ¡Nunca!
–Nunca te pediría ser mi novia –él tomó la mano de Becca, apretándola ligeramente, sosteniendo sus dedos con delicadeza–. Qué asco, tendríamos que tomarnos de la mano –la mano de Dimitri comenzó a masajear sensualmente los nudillos y palma de Rebecca–. ¡Y besarnos! Eso sería lo peor.
–Nunca dejaría que me dieras un beso.
Becca lo apartó de un empujón, aunque no salió muy bien, debido a que cuando ella estacionó sus manos en su desnudo pecho lo único que deseó fue acariciarlo. Dimitri también sintió una sacudida por dentro.
–Yo nunca, bajo ninguna circunstancia, intentaría besarte –pero él volvió a acercarse.
Rebecca sintió cuando las manos de Dimitri rodearon su cintura y la llevaron cerca de su dorado torso desnudo, de un instante a otro ella perdió el aliento, el aire se le escapó por la boca cuando sintió sus pechos acorralados y apretados contra el tórax de Dimitri, su vientre aplastado contra el suyo, sus brazos desnudos rozando los de él, su respiración cerca.
–Sería algo desagradable –continuó él–. Algo así...
Con una mano él tomó su nuca, atrajo su cara hasta la suya, y como ella era más pequeña él tuvo que inclinarse para poder capturar sus labios "a la fuerza".
Todo el cuerpo de Rebecca ardió como si estuviera envuelta en fuego, las cosquillas viajaban desde su vientre, retorcían su estómago y rescindían en lo alto de su pecho. Sus labios hormigueaban cuando fueron rozados por los del muchacho, que había sido tosco y salvaje al aplastar su boca contra la de Becca. Primero solamente fue un contacto de labios cerrados, duro e inflexible, ella sintió cómo se derretía mientras los dos se hundían en los labios del otro. El agarre de Dimitri se hizo más prensado, hasta el punto que llegó a lastimar un poco a Becca, pero eso no importó cuando él comenzó a mover sus labios sobre los de ella con la intención de abrir su boca, ella sintió los dientes del muchacho mordiendo sutilmente su labio inferior, sintió como si flotara al catar el sabor de sus labios en su boca, un sabor enloquecedoramente picante, que mandaba fuego por debajo de su piel, era tan picante que le provocaba sed, más sed de su boca, era como probar una gota del veneno más adictivo del planeta.
La necesidad de estar más cerca era tangible, se podía olfatear en el aire, sus bocas se movieron juntas, ella sintió la suavidad en aquel cálido y húmedo contacto, era sedoso, era apetitoso, el modo en que ambos mordían la carnosidad de sus labios. Un beso, un acto puro e inocente que podía llevarte al borde de los pensamientos más lujuriosos.
Finalmente la respiración de Dimitri empezó a fallar, o mejor dicho, también comenzó a necesitar aire, de modo que no siguió desperdiciando los segundos y deslizó la punta de su lengua entre los carnosos labios de Becca, quien abrió más su boca por puro instinto, pues justo cuando estaba lista para saborear su lengua...
Él se separó de ella, dejándola mareada, hambrienta, famélica y ansiosa por esa probadita que nunca llegó.
Con el dorso de su brazo, Dimitri limpió sus labios, al igual que cuando besaba a su hermana. También hizo ese gesto de repulsión, al igual que Rebecca, quien puso sus manos sobre su estómago, fingiendo que quería vomitar.
–Terrible, ¿no? –interpeló él.
–Por primera vez coincidimos en algo. Fue casi tan malo como cuando Bobby Mocos me robó ese beso a los ocho años –ella mintió, pues todavía sentía su cuerpo adormecido por la satisfacción.
Dimitri había empezado a caminar y se detuvo.
–¿Besaste a alguien a los ocho años?
Encogiéndose de hombros, ella comenzó a seguirlo.
–¿Qué pensabas? ¿Creías que serías el primero?
Dimitri no dijo nada, pero sí, esperaba haber sido el primero. No por nada especial, no es que quisiera haber sido el primero, es solo que... ¿qué chico besaba a una niña como Becca? No es que no fuera hermosa, pero actuaba de forma tosca y... ¿Cuántos otros la habían besado?
Cállate, deja de pensar idioteces, le dijo a la voz de su cabeza.
Los dos se movieron sobre un terreno gris, donde había hierbas, flores, árboles, viento, pero todo muerto, marchito y gris. Literalmente, era gris, por un instante Becca creyó haberse perdido en el mundo ajeno de un televisor a blanco y negro, se sentía atrapada en una imagen antigua, perdida realmente, deseando estar acurrucada en su segura cama donde no había nada sobrenatural y la luna brillaba plateada, no de otros colores extraños.
El único color que teñía ligeramente el paisaje era el dorado de la piel y el cabello de Dimitri, el verde de sus ojos y esa luz violeta tan cegadora que daba a los bordes de su visión un contorno púrpura y violáceo. Ella tenía unas incontrolables ganas de hacer preguntas hasta que se le cayera la lengua, al igual que un niño cuando mira al cielo y se pregunta por qué es azul, ella quería decir: Oye, Dim, sé que tú sabes mucho de estas cosas, ¿podrías decirme por qué la luna esta noche es violeta? ¿Dónde demonios estamos? ¿Qué son esos ángeles malvados? ¿Por qué estás también en este lugar? ¿Por qué todo alrededor de mí es gris? ¿Qué onda con el agujero negro por el que me arrojaste? ¿Dónde están mis amigos...?
¡Sus amigos!
Cuando Dimitri le dio la espalda y comenzó a caminar delante de Becca, ella tuvo que tragar saliva, la salivación natural que producía su boca cuando se le hacía agua a la boca, cuando sentía apetito, hambre.
¿Y cómo no sentir hambre con semejante espalda comestible que estaba contemplando?
Ella se quedó muy quieta, tan solo sintiendo como su cuerpo enardecía, admirando la parte trasera de este cuerazo.
La manera en que cada músculo, desde sus hombros hasta la parte baja de su espalda, se contraía cuando él caminaba, la forma en que su figura era tan perfecta bajo la noche, sus hombros anchos, su cintura más delgada, la curva que separaba su espalda a la mitad, esas hendeduras del tamaño de la yema de un dedo que había al final de su espalda, donde comenzaban sus pantalones, que para tortura de Becca colgaban algunos centímetros más abajo de lo que deberían. Luego estaba esa vena sobresaliente en su cuello y en sus brazos, que se asomaba por debajo de la piel cada vez que hacía algún esfuerzo físico.
–¿Vas a venir o qué? –le gruñó Dim al ver que se quedaba más atrás.
Entorpecida, sonrojada y enfebrecida, ella volvió a moverse, tan solo esperaba que Dimitri no hubiese notado el rubor tan intenso que estaba haciendo arder su cara.
–Estamos buscando a mis amigos, ¿cierto? –escrutó ella.
Él resopló y después se rió.
–Estamos buscando a mi hermana, y tú me seguirás porque de lo contrario morirías. No precisamente por los Vanthes, morirías seguramente en una de las cuantas trampas de esta ciudad. La ciudad más fascinante y horrible que puedas imaginar, la ciudad más encantadora y encantada, la más dulce y envenenada. Una maravilla para los débiles, porque se vuelven adictos.
–Estás loco –expresó ella parpadeando.
Él no la miraba al hablar, solamente continuaba caminando, seguro de que Rebecca iba a seguirlo, adentrándose en un hermosísimo bosque gris, donde los árboles eran frondosos, pero muertos, lanzaban cenizas cuando ellos pasaban y sus ramas se agitaban, las cenizas daban la impresión de una nevada gris, un invierno vacío.
Entre toda esa imagen a escala de grises, Rebecca pudo reconocer un conjunto de flores de tonalidad rosa fuerte.
–Mira –señaló hacia las flores.
Al verlas, la sonrisa de Dimitri hizo que todo resplandeciera, pues era hermosa y complaciente, pero ligeramente manchada con un oscuro sarcasmo que hacía del gesto algo burlón.
–Si yo fuera tu novio –el muchacho caminó hasta las flores y arrancó una–, te regalaría flores –la puso en el cabello de ella, adornando sus trenzas.
Becca la tomó con las dos manos y la olfateó, la sonrisa del chico era todavía más perversa al mirarla haciendo esto. Ella acarició los tersos pétalos rosados de la flor, hasta que sintió un fuerte ardor en la punta de su dedo, como si algo la pellizcara, y así era. No lo había notado, pero la flor había cobrado vida, y tenía dientes, una hilera afilada como una pequeñísima cierra. ¡Y la estaba mordiendo! En el dedo...
–Oh, maldita seas... –sacudió su mano al tiempo que soltaba una gran cantidad de palabrotas, maldiciones e insultos.
La flor dejó de morder su dedo después de unos segundos, Rebecca tenía ganas de pisotearla, maldecirla y escupirla.
Dimitri se reía a carcajadas.
–Eres un idiota marica –ella lo liquidó con la mirada.
–Si es malo aceptar regalos de desconocidos, imagino que es mucho peor cuando son tus enemigos, y más si estás en Somersault. Niña, debes recordar que aquí no existen los objetos inanimados.
Enemigos, repitió Rebecca en su mente. Entonces era así como Dimitri definía su relación.
Bueno, al menos ya no la llamaba niño.
Dimitri le hizo un gesto a Rebecca para que hiciera silencio, ella miró a los árboles a su alrededor, enmudecida, pálida, puesto que aquellos frondosos árboles eran tétricos, fúnebres. Las hojas eran negras, como si hubiesen sido quemadas, estaban rugosas y parecían frágiles; sus troncos eran grises y altos, con alargadas raíces que sobresalían de la tierra negra cubierta de herbaje gris, y los frutos eran...
Cráneos de hueso, cabezas de calaveras que colgaban como manzanas en lo alto de las ramas.
El rostro de Becca había perdido color, la brisa espantosamente fría la estaba congelando, sus labios se había puesto azules, pero a Dimitri le pareció que era por el efecto de la luz de la luna.
En los oídos de Rebecca comenzaron a resonar voces.
–¿Oyes eso? –le preguntó ella al chico.
–¿Oír qué?
Ella sacudió su cabeza con la esperanza de sacar las voces.
–Ayuda, ellos me piden ayuda.
Dimitri se irguió y frunció el ceño.
–¿Qué es lo que eres? ¿Por qué escuchas el llamado? Ni siquiera yo puedo oírlo.
–¿Qué es el llamado?
–Los Leives oyen el llamado de ayuda que gritan las personas cuando están en peligro de Vanthes.
–¿Qué son Leives? –siguió ella.
–¿Tienes que preguntar todo? –refunfuñó él hastiado–. Esa es una de las razones por la que odio a los mortales, además de que son la raza más mugrienta de idiotas que existe.
–¿Acaso no eres mortal tú también?
Él le lanzó una mirada asesina.
–¿No escuchas que me cabrean tus preguntas?
Becca lo insultó en voz baja con otra palabrota.
–Escuché eso.
–Genial, pues es lo que pienso de ti.
A lo lejos, entre el paisaje de luces y sombras, se distinguía una vieja casa de piedras, parecía abandonada, pues no había luz que saliera de allí, estaba deteriorada y parecía embrujada, con altos techos de madera podrida, verjas oxidadas que chirriaban y cruces volteadas de cabeza grabadas en las puertas.
Rebecca se dio cuenta de que Dimitri estaba dirigiéndose hacia ese lugar, se reusó a seguir andando mientras él se alejaba.
–Becca, ven aquí –le llamó él. Ella negó con la cabeza–. Tenía la esperanza de que fueses más valiente, pero no eres tan ruda como quieres aparentar, apuesto a que lloras por todo.
Por muy loco que pareciera, era cierto. La parte ruda de Becca eran solo apariencias, pues por dentro era sensible y temerosa.
Dimitri se dio la vuelta, dándole la espalda a ella, y ella escuchó que le hablaban entre respiraciones vacilantes.
–La vida es un sueño, una pesadilla –zumbó una voz áspera, sombría, interrumpida por una respiración jadeante que Becca sintió justo en su nuca–. Cada vez que cierras los ojos retornas a la realidad, y cuando mueres, despiertas.
Muy despacio, Becca comenzó a dar la vuelta para mirar por encima de su hombro hacia la voz que le hablaba en murmullos.
El terror invadió por completo el cuerpo de Becca, quien dio dos torpes pasos hacia atrás y cayó sobre su trasero en el pasto al descubrir a esta criatura del infierno.
Al menos debía medir dos metros parado en sus dos pies, sus cuerpo era aparentemente humano, salvo su cabeza, esta terminaba en dos cuernos que brotaban de su frente, como los cuernos de un toro, pero azules y destellantes, su piel era gris negruzca, su hocico terminaba en un pequeño pico curveado y su lengua era larga, verde y bífida, como la de una serpiente. La criatura hacía ondear su larga lengua al tiempo que daba trancos hasta Rebecca, con unos ojos satánicos que le demostraban que quería tragársela viva.
El cielo se cerró tras una enorme nube gris que bloqueó la luz violeta, los cuervos y búhos volaron en círculos en los cielos por encima de las copas de los árboles, viéndose como sombras aladas enormes para los ojos de Becca y Dimitri; los árboles se agitaron, sus hojas secas se batieron y planearon por los aires también, cayendo de forma arremolinada sobre la superficie.
Dimitri había ignorado a su compañera hasta que la oyó gritar de pánico a sus espaldas.

34 comentarios:

Noelia dijo...

Cada capitulo es mas siniestro jejejej menos mal q se encuentra con Dimitri ya!! jajaja llevo todos los dias entrando a tu pagina por si de casualidad publicabas antes,jajaja la verdd es que encuentro leer tu novela un pasatiempo apasionante, puesto q soy fan #1 de todas tus noves que me he leido. Nunca me defraudas con tus capitulos y eso es algo que no es capaz de hacer todo el mundo jejeje espero con ansias el proximo capitulo. MUCHOS BESOS!! =)

micaela dijo...

aww aca estoy (otra vez).. este cap me encanto wow no me esperaba que pasara lo que paso te juro que cuando lei la esena del beso me quede muda pero despues agg dios no la puede dejar asi!! que te dejes asi es lo peor que te puede pasar sobretodo cuando lo estas disfrutando taanto como becca y eso de los gritos de auxilio dimitri no lo pudo decir mejor que es becca?? la pregunta del millon aunque tambien esta porque dimitri es taan egolatra?? esa tambien es buena haha y ahi te juro que lei el cap 7 y vi el ocho ahi tan solito y dije ah lo leo no me pude resistir y bien que lo lei haha me encanto la maraton ojala hagas esto mas seguido porque siempre nos dejas con unas ganar terribles de mas bueno hoy tambien, porque quiero saber que le pasa a becca, pero me encanto que pongas dos cap seguidos y la verdad nose que pasa porque antes tenias muchos mas comentarios cuando yo empese a leer tus noves me re llamo la atencion eso me acuerdo que llegaste a tener como 53 coments pero ahora ya no y tus noves siguen siendo igual que buenas o hasta mejores pero yo no puedo no comentar porque me gusta es como un agradecimiento a que vos todas las semanas cumplis y subis un nuevo cap y siento que lo menos que puedo hacer es comentar asique aca estoy comentando y por sierto ya me estoy pasando nunca comento taanto como ahora jajaj XD la ago corta steph el cap estuvo genial igual que el 7 subi pronto ah y otra vez grax por dedicarmelo tkm ns vs besos :)

Fernanda Jonas dijo...

ooow por dios, deve ser muy feo ver a personas asi de mal como a Dimitri todo golpeado, pobresito.
Becca le da fuerzas? uuui eso esta bien.
woooow que guapo y sexi es Dimitry aaw tan lindo y con esos ojos, por diosss beso a Becca aaw eso es muy lindo, a quien quieren engañar si a ambos les facino besarse aaw hasta a mi me facino, que lindo..
aunque ooog odio cuando se burla de ella, asi tan arrogante y presumido, a mi me sacaria de mis casillas, pero despues con solo ver su hermoso rostro aaww que lindo...
uuuiii Becca corre, esa cosa esta horrible, espero no sea la misma del tren, lo bueno esque ahora esta con Dim, y el hara lo que sea por protegerla, creoo, si aunque el diga que la dejaria y se iria yo se que no es verdad...

aaaw Sthep que lindoo capitulo, aaww Dimitry al fin besoo a Becca, espero que no sea el primer y el ultimo beso :) que encantdor aaaw encerio lindo, lindo, ya quiero ver el proximo capitulo, estara interesantisimo...

sube antes xfavor sii andale y te quiero mucho mas jaja...

estare pendiente, suerte...
aaw quiero saber que pasara con los amigos de Becca donde estan??

uuuiii Isabelle y Adrien aaw el tambien es tan sexii y hermoso me gusta muchooote..
ahora sii bye...me gusta tu foto de twitter :)

Anónimo dijo...

Holaaa Steph!
Wow me encantaa!!!!♥
AMO ESTA NOVELAAAAAAAA!!
NOOOOO, NO PODEEES DEJARLA ASII!
TE JURO QE ME MUERO DE UN PARO CARDIACO!
OSEA, EL BESO, LAS SOMBRAS, LOS VANTHES, LOS LEIVES, TODO ES TAN MARAVILLOSOOO!!
REBECCA ES UNA LEIVE,REBECCA ES UNA LEIVE( asi en forma de cantoo):P
Jajajaja
ENSERIO GIRL SI NO PUBLICAN TUS NOVELAS, LOS VIEJOS DE LAS EDITORIALES DEBEN ESTAR BORRACHOS O DROGADOS O QE SE YO!
SON GENIALES ;)
Ademas me encanta que seas valiente y que quieras seguir tus sueños, no como yo..
Yo quiero ser cantante pero ni siquiera me animo a cantar en un acto escolar!
QE COBARDE Y RIDICULA VERDAD??
Jajaj bueno volviendo a tus noves,
ESTOY RELEYENDO POR 3ra VEZ TODaS LAS NOVES QUE HAS ESCRITO!
Y NO ME CANSO...
REALMENTE ESTO ES MUCHO MEJOR QUE CREPUSCULOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!
Ah otra cosa:
Un dia publicaste qe invocabas a Bloody Mary, a dioses y jugabas a la ouija..
COMO MIER*A PODES TENER LOS OVARIOS PARA HACER ESO?? XD
(Perdon siempre soy asi de agresiva :P)
Es que, yo ni siquiera me animo a hablar de algo qe tenga ver con la ouija!
Jajaja o yo sere muy gallina??
En fin, sos muy valiente y eso me encanta♥
Tambien sos muy pervert pero,
CON LOS JONAS QUIEN NO?? :D
Ok, me despido
Byeee!=D
Luuh..

Nicolita Jonatika Cullen dijo...

uuuuuuu kada vez es mas tetrico, qkede patidfusa al leer el beso pense qke iiban a admitir qke c gustan peero veo veo qke stos son mas cabezota qke joe ii angeliqke..! ♥

MaYa dijo...

OMMMGGG!!! DIMITRI ME DERRITE! PODRIA VIOLARLO CON MI MENTE... O CREO QUE YA LO HICE HAHAHAHAH, AWWW ME ENCANTARON AMBOS CAP'S FUERON RREE OMG! NINA TAMBIEN QUEDO BOCA ABIERTA!
EN VERDAD ME METI EN LA HISTORIA, ME CONCENTRE TANTO QUE CUANDO TERMINO SOLO DIJE... WTTTFFHHH!!Y ESO QUE SUBISTE DOS CAP'S HAHAHAH YA QUIERO SABER QUE PASARA MAS ADELANTE... SERA QUE DIMITRINO NO QUIERE MOSTRARLE DE NUEVO A BECCA CUAN REPUGNANTE SON SUS BESOS? OBLIGALO!! 66666666´' 131313131313´ HAHAHA ME ENCANTARON LOS CAP´S nota: y la foto del cap 7 tambien <3 #epic
Que bien que te halla gustado el video! fue una lucha a muerte por que lo vieras (:
y bueno no hablare mas, porque tengo sueño, estoy transnochada, mañana madrugo y es la 1am hahah BYE!! <3 diosa de los colores, editado y novelas ;) I <3 siss

Anónimo dijo...

Hola!!!! muy buenos los capitulos :)
me encanto la escena del beso!!! y sobre todo tu descripcion de dimitri, estan sexy!!! me encanta como escribes adoro tu nove!!
espero hasta el proximo cap que quede muy intrigada!!

Anónimo dijo...

Estuvo mega fabuloso ya muero poer qe sea viernnes n,n steph
y no te pongas mal poer los comentarios ya veras qe pronto aumentaran...
Oh!! chica te deseo la mejor de las suerte para qee pronto publiqees unna de tud noves...
buennu cute pasatela bienn..
Posdata y cada vez amuu mas a dimitri ♥
bueno nos vemus prontuu ciao besus y abrasus suertee attu:
Denissa Levou ♥

Miichelle dijo...

Aquí estoy... de nuevo x) Bueno los DOS capis me encantaron.. pero cunado leí este me impacte.. De verdad qe no esperaba el BESO, me emocione muchísimo, me pareció tan HOT lo amé ♥.. Estoy sin palabras para TAN impactantes capis.. Bueno una preguntica, Becca es humana o es algo sobrenatural? en serio esa pregunta me da vueltas y vueltas en la cabeza x) espero y puedas por favor decirme..
Dimitri parece un príncipe bueno.. En realidad lo es ;) me encanta el sentido protector qe tiene con Becca!!.. Salio Adrien tan ocurrente como siempre, lo extraño ahah x) y parece qe encontró su media naranja con Isabelle..
Bueno Steph Nos vemos pronto.. Besooss! ♥

A n d r e a dijo...

Steph! Me han encantado los capitulo, tantas emociones en tan poquito tiempo y con solo palabras! Enserio creo que te ira excelente cuando tus libros sean vistos por el mundo, y los comprare! :D
Por donde empezar... WOW nunca creí que Becca se encontraría tan rápido con ese mundo tan especial, ni mucho menos que vería a Dimitri de esa forma, ame cuando se preocupo así de Becca, diga lo que diga a mi no me engaña, a ese niño le atrae mucho el mocoso, y nadie me hará cambiar de opinión, tarde o temprano caerán LOS DOS! :D
SE BESARON SE BESARON! SI SON UNOS TIERNOS! Y NOS TERCOS! ¬¬! XD
Espero con muchas muchas ansias un próximo capitulo, adoro esta historia y a sus personajes (L)Quiero leer algo de Charity y Chris *o*

diana100f dijo...

Steepphh!!!!!! Lo siento mucho por no comentar antes eske me daba flojera jajaja y cuando escribi un comentario no se lo ke paso ke se borro todo D: jeje pero la novela es extremadamente genial, fantastica!!!
y me ancanta ke ya vas a hacer inseparables dimitri y becca!!! SIII!!!! jajaja SE BESAAAROOON!!!!! siii!! juajajajajaj!!!!!!!!! me encantaron los capitulos!!!!! estubieron geniales! algun dia va a ser superfamosa!!!!!!!! comprare todos tus libroos!!!jajajaja ke te valla muy bien!!!
Bye!! te cuidas!!!

Diana D'Jonas

Anónimo dijo...

OmG..
Estoy sin palabras.. *-*
Ämbos capitulos estuvieron increibless
Diosss amo a Dimitrii es tann.. WOW, adoro su personalidad.. es tan hot!!!!

Y por favor no dejes de escribir para nosotras :S puedes hacer tus historias para alguna editorial en secreto y escribir algunas historias sobre los jb para nosotr@s.. pero no nos abandones :(.. esa solo una de las soluciones k veo

Anónimo dijo...

La adoreeee!!!!
Dimitri es un dios caido dl cielooo
Es increible, lo amo xDD
Me imagine detenidamente las descripciones y kiero uno igualiiitico a el.. xD

Att: AnyJB

Anónimo dijo...

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhh!!!
No me lo puedo creer Dios mio no me lo puedo creer .
Me beso bueno quiero decir beso a Becca pero de igual es que me emociono mucho
Dios mio enserio este es el mejor capitulos de todos los que has publicado .
Dim me salva , me lame es cuello para saber si tengo sangre de Vanthe aunque yo creo que con la sangre que tenia en las manos le habria bastado jajaja despues me besa aunque me cuando iva a llegar a la mejor parte de todas me dejo con las ganas pero bueno....
Por cierto esta frase :
–Mierda, ¿te dieron de comer espejos o algo así? No sé cómo es que eres tan ególatra
Me gusto mucho , ¿ Te importa si te la copio ?
Lo del "llamado" me dejo confudida y lo de la bestia esa muchisimo mas . No se por que todos las cosas raras vienen a por mi
P.D: Las fotos de los dos capitulos me gustaron muchisimo ¡Ah! Muchisimas gracias por dedicarme este capitulo me encanta!! :) Gracias
Sube pronto , Steph
Attentamente:jonatica_joe&nick

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:

hahaha steph Ooooolah!! me siento mal xqe no te pude comentar en los capis anteriores pro no me da tiempo veniir a la compu zorri enseeeriio, respecto a lo de tus capis, te apoyo si tu sueño es ser escritora esta bien qe nos pidas no publicar tus noves la verdad yo tenia intencion de publicar tentacion en mi metroflog hasta te lo comente no se si lo recuerdes, oiie pro tengo una duda ¿tambien tengo qe dejar de imprimir tus capis? ojala qe pueda xqe si no mi madre va a morir ntk bno pro algo parecido a eso jajaja enseeriio solo vengo a imprimir los 3 capis qe me no e imprimido espero me contestes a mi pregunta te comento mas en el proximo capitulo cuidate mucho mucho niiña, qe te valla geneeal se te qiiere =)

yaziel

Anónimo dijo...

AHH STEPHANYYYY ME EH VUELTO ADICTA A TUS HISTORIAS!! NO PUEDO PARA DE LEERLAS! WAOO OJALA TE LA ACEPTEN EN LAS EDITORIALES, MUCHA EXITO!!
CUIDESE ;)

Atte: Teevi

Anónimo dijo...

por fin un besooooooooo entre estos dos, si que se tardaron, espero que sea el primero de muchos de esta pareja, una mas de tus fans adictas.
Bianca

Anónimo dijo...

AAAAAAAAAAAH, LO MEJOR ENSERIO! PON MARATON PORFAVORR, O CAPITULOS MUY MUY MUUUUUY LARGOSSS!!! AY ESQE ESTA GENIAL TU NOVELA! LA AMOOOO <3 PORFAVOR QUIERO QUE PONGAS CAPITULOS MAS LARGOS O MARATONN *-*

Anónimo dijo...

Hola, una pregunta.. por que te tardas tanto en poner capitulos? me estreso mucho JAJA quiero leer, pero duras como 5 dias en subir :( que mall, espero que subas mas seguidos y PON MARATON plis :)

Por sierto: Me llamo Melisa Andete :)

Anónimo dijo...

WAAAAAAA SE BESARON!!!!!!!!!!!!
QUE EMOCION!!!!
PARECIA TONTA SONRIENDOLE AL COMPUTADOR, MI HERMANA ENTRO Y ME DIJO QUE ESTABA LOCA HAHAHAHHA...COMO NO? SI ES GENIAL LO QUE PASA ENTRE BECCA Y DIMITRI!!! NO PUEDO PARAR DE SONREIR HAHAHAHHAHA
SIGUELA!!!! POR FIS SIGUEASI CON BECCA Y DIMITRI!!! xD
XOXOXO
ATT:MCAMICC

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:

************************
***********************
*********************
*******************
*****************

MARATON DE COMENTARIIOSS!!

*****************
*******************
*********************
***********************
*************************

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


hahaha steph!!! geenealisimo capitulo diios amo a dimitri!!

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


soooi mega adiicta a tus historiias ojala y dios qiiera seeas una famosisisima escriitora

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


hahaha diios dimitri besame ami assiii xfavoorrr te lo ruuego jajaja

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


noo qiieres provar mi sangreee?? creo qe es dulce haha ntk

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


hahaha ando reponiendo los coments qe no puuse xqee diios ojala suubas maraton denuevo i si no pz.. el cap de siiempre anqe ya no tardes en subirlo se esta poniendo mega bna la historia

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:

me tengo qe iir xqee ya es mega tarde jajaja ntk

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


oiie ya viste el video de SEE NO MORE ??

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


te digo algo??? cuando lo vii cmo qe me recordo a MAS ALLA DE LA ATRACCION

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


cuando joseph se qeda con sabrina en una cabaña ii se comienzan a besar i se empieza a poner hot la cosa y despues la cabaña se prende en fuego algo asi jejeje me recordo mucho a la historia

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


te digo algo y no te enojas?? ya imprimi toda la de mas alla de la atraccion toooooooooooda i mi mama tambien ya la leyo ahora ella es tu fan haha de echo ya voi en el cap 6 de el hotel nightmare espero no halla problema x eso

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:

& si lo hay dimelo xfa esqe mi mama esta mega picadisima con las historias jeje x eso

Anónimo dijo...

diana yaziel jonas dijo:


me tengo qe iir xqe ya es tarde espero qe no te halla molestado mi maraton de coments jaja ntk nos vemos steph cuiidatemucho nena jeje biie

yaziiel

Mora dijo...

Super genial el capitulo!!! ves que ahora ay mas comentarios???

VISITAS

.

.